Fecha

viernes, 28 de enero de 2011

Desde el fondo.


Foto de ocularis.es


Me gusta bucear. Entiéndanme, a mi manera. No es un deporte que practique aunque me gustaría hacerlo. Y siempre que voy a la piscina intento (y casi siempre consigo) hacer un largo buceando. Mis pulmones aún me lo permiten, no sin un poco de sacrificio que muy gustoso hago, y cada vez intento hacer algún metro más bajo el agua porque me pico conmigo mismo y quiero superarme, aunque sea en remojo. Me gusta esa sensación que se tiene al estar bajo el agua. Es lo que tiene llevar tanto tiempo en este charco.


Pero lo que más me gusta es sumergirme en la piscina olímpica hasta llegar al fondo de ésta. El sacrificio que pago es que me duelen los oídos. Normal cuando te metes 5 o 6 metros bajo el agua y no hay costumbre. Pero no me importa. ¿Sabéis por qué? Porque el llegar al fondo implica un punto de apoyo para llegar a la superficie con más impulso.

¿Y a vosotros qué os gusta? ¿Qué os hace sentir mejor?

Un saludo.

11 comentarios:

Proyecto de Escritora dijo...

A mi también me gusta esa sensación como de estar en otro mundo sin escuchar nada del exterior, como si el fuera del agua no hubiese nada.
Jo, me recuerda al veranito...con el frío que hace!

Cojo de referencia tu última frase, a ver si cojo impulso y llego al menos a la luna.

Besos,

PD: La palabra de verificación es "undeh", pero me da igual, porque pienso salir a flote.

Jope, todo esto me recuerda a la serie nueva de "el barco" te la recomiendo.

Princesa Ono dijo...

A mí me gusta meterme bajo el agua, pero al cabo de muy poco me empieza a entrar una sensación agobiante y tengo que salir. No aguanto mucho bao el agua. POr eso el buceo no me gusta nada. Pero nadar sí que me gusta.

Conejo blanco dijo...

Sumergirme en la piscina como tú me gustaba hacerlo de adolescente cuando iba a veranear a Jaén, lo hacía una y otra vez, jaja (que recuerdos...); despues no he encontrado una piscina tan profunda. Siempre era un reto bajar hasta el fondo.

Una de las cosas que suelen hacerme sentir mejor es ponerme un buen disco y tumbarme en la cama a escucharlo, a veces me relaja y otras todo lo contrario (depende del estado de ánimo del momento y de la música); pero casi siempre me hace pensar, sentir, conmoverme.
Me gusta hacer muchas más cosas como mirar por la ventana (que da a la montaña) y sentarme frente al mar.

Un saludo.

Shigella dijo...

La próxima vez leeré dos veces lo que escribo antes de publicarlo...jejeje. Lo que quiero decir (que no se parece en nada a lo que había escrito xD)es que adoro bucear.

Cuando vamos a la playa, dicen mis acompañantes que sólo ven mi culito entre las olas, jajaja. Y es que como no aguanto casi nada bajo el agua, pues tengo que volverme a sumergir!!
Además, me encanta las gafas de bucear enormes, de esas que te tapan la nariz. Juego a tirar piedras y luego encontrarlas. Es muy divertido.

Por otra parte, a veces me gusta sumergirme sólo para notar como mi pelo se suspende en el agua y mis movimientos se vuelven más lentos y pesados. Me relaja mucho. No estaría mal ser sirena por un día.

Un, dos, tres...splash!!

Toño dijo...

Hola Proyecto.

Precisamente esa es la sensación que tengo cuando estoy en el agua, que no siento nada a mi alrededor.

Así se diría "hunde" en Jaén. La solución para no "undihrse" es nadar y no estar quieto. Las aguas no son igual que las arenas movedizas que sin hacer nada te salvas.

Lo del barco pues... lo miraré si me llama la sinópsis jejeje. Que yo para las series soy muy pijotero.

Besos.

Toño dijo...

Hola Princesa.

Nadar mola. En realidad, excepto las ahogadillas, todo el resto de cosas que se hagan en el agua me molan.

Hombre, que agobia sí, eso es cierto, pero para eso sacamos la cabeza a la superficie ¿no? para no agobiarnos más de la cuenta. Si no seríamos masocas jejeje.

Toño dijo...

Hola Conejo.

Qué recuerdos me acabas de traer de la piscina municipal de mi pueblo, en Jaén. Las tardes que me pasaba allí de mozo con los amigos y la música de Canal Fiesta Radio que salía por la megafonía jejeje. Si los de la SGAE estuvieran allí en ese momento seguro que actualmente no habría piscina municipal en Torredonjimeno jejeje.

También me acuerdo ahora de cuando suspendí música para septiembre en el colegio en 7º de EGB (año 1994) e iba alguna tarde que otra a esa piscina a estudiar música con mi hermana y una amiga suya que hizo magisterio musical y me daba clases.

Te insto a que vayas a la olímpica a la que yo me sumerjo, a ver si tienes lo que tienes que tener. Recuerdo cuando tuve que ir al fondo porque a un amigo se le cayeron las gafas de bucear... ¡y esas no flotaban! Anda que no pegué un buen impulso

Lo de ponerme música lo he hecho muchas veces pero, como tú dices, depende del momento y depende de la música que pongas pues acabas relajado o te acaban dando ganas de abrirle la cabeza a alguien. Al fin y al cabo si se hace eso es para tener algún tipo de sensación.

Debes de tener un paisaje muy bonito desde tu ventana. Mejor eso que ver rejas y coches como veo desde la mía, aunque te reconozco que si tu ventana diese al mar me gustaría más. Me encanta sentarme en la playa frente al mar, o estar tirado en la playa o jugar a las palas en la playa o al fútbol en la playa... No me gusta la playa, ¿Verdad?

Saludos desde mi charco a su madriguera.

Toño dijo...

Hola Shigella. ¿o debería decir Sirenita? :P

¡Cómo nos gusta hacer tontadas en la playa eh! jejeje.

A mí esas gafas me dan cosica, no por la forma sino porque como te tapan la nariz me agobian demasiado, y eso que yo no abro la nariz bajo el agua, ya ves tú lo cateto que soy para eso del buceo toñesco.

Me parece que tú y yo acabaremos como las señoras mayores esas que salen en los vídeos haciendo gimnasia en la piscina. Moviendo el cucu al ritmo del "...a mí me gusta la gasolina, dame más gasolina..."

Woooshh!! ¡Qué recuerdos acaban de llegarme de la serie de Batman de los 60! ¡Con Adam West a la cabeza!

Besillos.

Toño dijo...

Para todos los que han comentado o comentarán.

Muchas gracias por los comentarios aquí vertidos y por los que vengan.

No estaba seguro de publicar esto pero veo que está teniendo más éxito del que esperaba jejeje.

Que así siga :)

paran0id dijo...

Que bien se expresa mi Toño Colomer... xd ¿Dices que te cuesta hacer un largo? En realidad, queridos lectores, solamente con un leve impulso de piernas es capaz de hacer un largo de cualquier piscina que exista en el universo xd

Toño dijo...

Mira que eres pelota macho jejejeje.

lo de los largos con impulso eran sólo en tu piscina xD

Ale nos vemos!!

PD: mándame más discos macho que la gente en Madrid quiere más Violet Carson :)